¿Qué es Futbolimpio?

FUTBOLIMPIO es una acción de sensibilización y educación para la solidaridad y los valores entre los niños y el entorno del fútbol en categorías inferiores del Real Club Celta de Vigo (benjamín, alevín e infantil: A y B)

Con este proyecto pretendemos fomentar:

  • El juego limpio y la nobleza del deporte como escuela de valores.
  • Que no se considere al rival como un enemigo.
  • Que no se considere al árbitro como alguien a quien engañar.
Marco de valores

El objetivo general del proyecto es la educación integral de los niños y los jóvenes por medio de la formación en valores promovida desde los clubes deportivos, la familia y la sociedad en su conjunto.

futbolimpio
Objetivos generales
  • Fomento de un clima humano positivo y favorable que fomente la generosidad, el compañerismo y la integración entre los jóvenes.
  • Promoción del desarrollo personal y actitudes en pro de los valores intrínsecos al fútbol, considerando al adversario como un rival dentro del terreno de juego y como un amigo después del partido.
  • Crear una mentalidad de servicio y ayuda a los demás. También por parte de los familiares y aficionados, recuperando el ambiente de cordialidad y de servicio que debe primar entorno al deporte.

manos
Situación actual

Cuando se habla de fútbol no se está tratando de un deporte más, sino que se entiende como el deporte por excelencia. El lenguaje del fútbol traspasa fronteras, razas, ideologías y religiones. Su incidencia en las relaciones humanas es tan impresionante que un partido entre dos selecciones puede paralizar, no sólo un país, sino una parte importante de la comunidad mundial.

Es tanta la pasión y el entusiasmo por este deporte que actualmente se ha convertido en la mayor industria de entretenimiento internacional. En cifras económicas, los ingresos en las principales ligas europeas mueven cantidades que se sitúan en torno a los 9.000 millones de euros anuales, lo que supone un 2% del PIB continental. Esto es igual que decir que el fútbol europeo gasta en fichajes lo mismo que la Unión Europea en combatir el paro juvenil.

En este contexto surge el debate sobre el cometido que tendría que desempeñar el fútbol en el futuro.          

Cooperación Internacional
Fundación Celta de Vigo
Mascato
Grupo Leche Pascual
Transcendencia en el fútbol

La trascendencia del fútbol en el ámbito educativo y social es algo innegable: y a día de hoy lo que se hace en España tiene trascendencia mundial.

Por ejemplo, si Rafiña o Nolito realizan una buena acción (un gesto amistoso con un contrario, un intercambio de saludos, un juego vistoso sin tratar de engañar al árbitro) tendrá una trascendencia enorme.

Asimismo, el fútbol es un tema de conversación frecuente y en consecuencia, tiene una influencia educativa más grande aún si cabe.

En la actualidad, llevados también por la pasión por un equipo, no nos damos cuenta de que el afán desmesurado por ganar nos lleva a justificar lo injustificable; engaños arbitrales, faltas de respeto al rival, inducir a la trampa y al error, protestas de todo género, golpes a escondidas, etc. Lo preocupante aquí, no es callarse todas estas acciones, sino que no haya una voluntad firme y decidida por querer cambiarlas.

A esto hay que sumarle los indecentes improperios y salvajadas dichas desde las gradas, no raramente de boca de los propios padres.

¿Hasta dónde hemos llegado con esto?

Cuando un problema es tan general, llamativo y tiende a perpetuarse a lo largo del tiempo, se hace difícil tomar medidas que mejoren el sistema. Especialmente cuando desde la élite, dónde más se debería dar ejemplo, éste brilla por su ausencia.

Se debe comenzar por desterrar del fútbol esa célebre frase que considera a éste como un deporte de caballeros jugado por villanos. Pero para lograrlo, se ha de dar ejemplo.

Para lograrlo podemos fijarnos en otros deportes como el rugby, el atletismo o el tenis, donde la lealtad con el rival, acatar las normas o el respeto a la autoridad son tan visibles y diáfanos.

Es cierto que en el mundo del fútbol hay medidas positivas que se van tomando; el obligatorio saludo entre capitanes y árbitros o la campaña del 2008 “respect”, que aún continúa presente, son prueba de ello. Sin embargo, el fin está lejos de conseguirse. Para lograrlo hay que crear escuela, es decir, comenzar por cambiar la perspectiva de este juego cuando se es pequeño

Desde el proyecto FUTBOLIMPIO en colaboración con el Real Club Celta de Vigo queremos poner nuestro granito de arena para que esto sea posible: recuperar el fútbol como un deporte noble y una gran escuela de valores

futbolimpio5
  1. Antes del partido. CHARLA FUTBOLIMPIO. Breve sesión de formación (explicación del proyecto y promoción de una actitud solidaria y amistosa en el desempeño del partido) a los jugadores y al cuerpo técnico de ambos equipos por parte del Delegado de Cooperación Internacional.
  2. Una vez finalizado el partido: PASILLO FUTBOLIMPIO + FOTO FUTBOLIMPIO + CORRILLO FUTBOLIMPIO. Los contrincantes de ambos equipos y el conjunto arbitral después del pasillo, se encuentran en el medio del campo y se hacen una fotografía mezclados. Se le da a cada jugador una bebida  para favorecer la conversación y el intercambio de opiniones de forma distendida. Se hace un corrillo entre todos y cada uno por turno habla de su papel en el partido y de cómo ha visto el juego colectivo. Este momento es esencial para empatizar, suavizar los resentimientos y bromear entre todos. Así, se enseña que el fútbol es sólo un juego y un medio para hacer de este mundo una sociedad mejor. Nuestros delegados solidarios y voluntarios hacen de mediadores.